Blog Perla Negra BCN
Comparte:

¿Qué hace una escort?
Sexo y Prostitución Servicios Sexuales Escorts de lujo

¿Qué hace una escort?

lunes 10 abril 2017

Hay trabajos en la industria del sexo que están más claros que otros. En lo que a nosotros nos atañe, las escorts, sigue habiendo algo de confusión. Poca gente sabe lo que las escorts hacen exactamente. No son lo que comúnmente llamamos putas, aunque es cierto que con algunos clientes la relación se puede convertir en algo sexual.

De la misma forma, no todas las escorts son masajistas aunque algunas de ellas tengan el título. Ni tampoco son bailarinas exóticas, aunque hay auténticas expertas en lap dance.

La famosa escort Amanda Brooks que publicó el libro The Internet Escort’s Handbook, describió el oficio de la siguiente forma: Si estás vendiendo tu tiempo, atención dedicada y la posibilidad de mantener una relación sexual, entonces eres una escort.

Amanda habla de la posibilidad de irse a la cama juntos pero no lo da a entender como algo seguro.

Atención dedicada

Muchas de las prostitutas de Barcelona que usted ve en Internet pueden o no ser escorts. La diferencia es que su trabajo es dedicar su tiempo y atención al cliente, entretenerlo y hacer que disfrute de las horas en su compañía.

Las escorts suelen tener no solo una apariencia atractiva y una excitante experiencia en el sexo sino que además tienen dotes personales que las hacen las perfectas compañeras.

Podríamos decir que más allá de ser solo una prostituta de Barcelona, la escort disfruta también de la compañía de su cliente. Hablar con él, descubrir su personalidad y pasar un buen rato juntos es la esencia misma de una cita con una escort.

A veces una lap dancer puede resultar súper atractiva encima del escenario, bailando para todos, pero después, no se puede esperar un rato de conversación agradable con ella. Simplemente, se dedica al espectáculo y no quiere intimar con su público.

La mejor compañía

Más allá del trabajo de una puta de Barcelona, una escort esfuerza su pensamiento y habilidades sociales para dar lo mejor de sí misma y ofrecer al su cliente el rato más agradable.

Una de las grandes diferencias entre estas chicas y las otras trabajadoras de la industria del sexo, es que son un cofre de secretos bien sellado. Muchas de las escorts saben de primera mano grandes secretos de la vida política, económica y social de un país.

A ellas recurren los hombres más poderosos para disfrutar de una cita agradable y poder contar algún secreto que les quita el sueño o que necesitan compartir. La discreción es una de sus grandes habilidades.

La educación y saber estar son dos de los grandes motivos por los que los hombres desean citarse con una escort y no con cualquier otra de las prostitutas que hay. Charlando con uno de los clientes de Perla Negra Barcelona, llegamos a saber más de este matiz.

“Lo que conocemos normalmente como “puta” no es lo que yo busco. Una cita en la que solo hay sexo no es lo que te hace falta si lo que necesitas es una buena conversación y una compañía a la altura de la situación. Si llamo a una escort es para sentirme apoyado por ella y respaldado. En ocasiones, hace falta una mujer así, que haga exactamente lo que necesitas sin tener que pedírselo”.

Antes de la cita

Si quiere ir más allá del sexo con una de las prostitutas en Barcelona, quizá deba plantearse buscar a una escort que ofrezca también matices personales, a veces, más excitantes que los físicos.

Muchos perfiles en Internet cuentan cosas más allá del grandioso cuerpo de una escort. Podría fijarse en estos rasgos que podrían enriquecer su velada en su compañía. Algunas cuentan algo personal,por ejemplo, si han estudiado o vivido en algún país.

Si se muestra un número de teléfono y puede hablar con ella, no dude en responder a sus preguntas. El propósito de la escort es solo acercarse a usted y saber un poco más sobre los puntos comunes que pueden tener. Conocer un poquito más de su cliente siempre va a mejorar la cita.

¿Por qué elegir una escort?

Las escorts van un paso más allá que las prostitutas. Nadie sabe exactamente el tiempo que dedican a cuidarse físicamente. Gimnasio, deportes, alimentación y todas aquellas prácticas de estética, como la depilación, peluquería, manicura y pedicura, o la compra de ropa. Ella tendrá la apariencia que su cliente tanto desea, la de máxima feminidad y belleza.

Al igual que al cuerpo, le prestan muchísima atención a la salud mental y física. ¿Se puede decir que es más seguro acostarse con una escort que con otra trabajadora del sexo? Puede que sí, aunque nunca podemos estar seguros. Es cierto que no tienen tantos clientes al día como lo que llamamos “puta” y que vigila tanto su salud como la de sus clientes.

Si el cliente no es de la ciudad, puede estar tranquilo, que ella conocerá los mejores sitios para comer o cenar juntos. Las escorts van habitualmente a estos lugares con lo cual suelen tener trato preferencial. Conocen bien los precios de unos y otros, con lo cual, pueden orientar al cliente a la perfección en cuanto a dónde ir.

¿La cita incluye sexo?

Podríamos decir, al igual que la autora del libro que comentábamos al principio del post, que la relación sexual no es algo que se dé por sentado. Cuando un cliente decide quedar con una escort, en realidad, lo que está comprando es el tiempo de ella y toda su atención.

Sería mejor evitar en la conversación telefónica la pregunta clave. Resulta de mal gusto y es incómodo para ambos porque se asemeja a una mera transacción que quita toda la chispa a la cita.

A lo largo de ésta, el cliente puede tratar de seducir a la escort y conseguir llevársela a la cama. Eso es mucho más excitante y natural que negociarlo de antemano. Es una cita para disfrutar ambos y sacar todo el poder de seducción para conseguir el objetivo más deseado.

Post anterior
Semana… ¿Santa? Semana… ¿Santa? jueves 27 abril 2017
Post siguiente
​Primavera, ¡subiendo la temperatura! ​Primavera, ¡subiendo la temperatura! jueves 30 marzo 2017