Blog Perla Negra BCN
Comparte:

Vanilla sex vs. BDSM
Sexo y Prostitución Servicios Sexuales Escorts de lujo

Vanilla sex vs. BDSM

martes 14 julio 2015

Vanilla sex se refiere al sexo convencional y atañe la forma más básica de practicar sexo, sería la súper trillada postura del misionero excluyendo todo lo que sea un poco rarito, aventurero o atrevido de más. Es decir, el sexo vainilla es un rollo. Algo insoportable por lo aburrido y predecible. Es la mejor manera de caer en una profunda depresión y gastarse mucho dinero en fármacos para sentirse vivo. Abajo el sexo vainilla.

Escorts y vanilla sex

Hoy hablamos de extremos en nuestro querido y abierto blog. Para muchos el sexo vainilla es algo que se resumen en la práctica del sexo oral , sexo vaginal y poco más. Vanilla sex, dicho en inglés, puede implicar sentimientos y una sexualidad convencional, placentera pero predecible en la que la que ambos saben lo que va a pasar y lo disfrutan mucho. BDSM  es otro mundo, lo contrario podría decirse. Estas siglas se refieren al término bondage  y sadomasoquismo . Interesante. 

Aun así, muchas escorts de lujo , escorts maduras  o escorts de cualquier tipo, nos cuentan lo común que es el cliente que se conforma con vanilla sex. Son esos muchachotes que están hartos de hacerse pajas y necesitan un buen polvo pero tantas son sus ganas que nada más meterla se van y se quedan tan a gusto que hacen poco más. 

Esos clientes entrados en años, puteros de toda la vida y hartos de hacer miles de posturas y participar en orgías , también son ese tipo de visitante que practicar vanilla sex le parece más que suficiente para disfrutar del cuerpo maravilloso de una escort.

Las escorts nos cuentan que muchos hombres son incapaces de saltarse las normas del sexo y que lo practican con pocos atrevimientos. Si hay juego de consoladores y vibradores tamaño XXL son para la escort y no para el cliente, si hay lubricantes o disfraces, lo mismo; poco atrevimiento por parte de ellos y una pérdida irremediable cada vez que se citan con una escort de lujo y no se dejan llevar por la maestra en el sexo que tienen enfrente.

 Miedo a lo desconocido

Algunas escorts nos comentan que lo más solicitado es la típica mamada, el francés natural  es dentro del sexo oral lo más pedido. Pues no tiene mucha novedad, aunque el placer es tanto que “no hace falta cambiar las cosas”, nos responden algunos clientes. 

Más allá de ese rápido y fácil placer, hay otros por conocer y descubrir que necesitan de clientes más atrevidos y deseosos de superar el síndrome del vanilla sex. A veces, el miedo a sentirse como un bichito raro hace que nos dediquemos a lo ya conocido y nos perdamos todo un mundo de sexo sin complejos que nos ofrecen las escorts maduras, por ejemplo, súper experimentadas en todos los sentidos.

Los riesgos de superar el síndrome vanilla sex

Podríamos resumirlos diciendo que el mayor riesgo de superar el síndrome vanilla sex es que guste todo lo que venía después. La manera de descubrir cosas nuevas es aventurarse y olvidarse de nuestros patrones y esquemas culturales, aquellos que nos han metido en la cabecita desde pequeños simplemente por ver pelis de amor, tan dañinas y espantosas, en la que el sexo se relaciona con el mundo de los sentimientos profundos y eternos y se da solo entre hombre y mujer, el primero como el estereotipo de machote y la segunda como símbolo sexual y de obediencia.

Una putada tremenda para el grueso de la sociedad que se ha tragado este modelo de amor y sexo propio de las mazmorras de los prejuicios más rancios.

La bendición de perder el control

“Perder el control” siempre y cuando nuestra salud y seguridad estén por encima de todo es una buena forma de vivir una época de la vida. Experimentar en el sexo siendo putero de pura cepa y cliente habitual de maravillosas escorts maduras o escorts de lujo, es una autopista al placer y a la liberación.

Algunas escorts ofrecen en su catálogo de servicios placenteros y tentadores, el de sado light. Hay que decir que el sado light es una pincelada de lo que es el bondage y el sadomasoquismo. No es la primera vez que hablamos de este apasionan tema en nuestro blog, y si lo hacemos con cierta frecuencia es porque el cliente de las escorts tiene una posición privilegiada para conocer un poco de este mundo.

Bondage y sadomasoquismo

Probablemente el sádico, el masoca, el ama o el humillado que lean este post podrían hablar mucho mejor y más profundamente de este tema, tan complejo y completo es el arte del BDSM. ¿Y qué es el bondage? En inglés y francés, este término significa atarse, usar cuerdas, por ejemplo de cuero o de fibra, para inmovilizar al siervo ante la mirada y el antojo de su ama o amo.

En el sadomasoquismo, el sádico es el ama, puede ser hombre o mujer, pero en todo caso dirige la situación y administra dolor y humillación a su siervo. Aunque parezca algo fuera de control y peligroso, lo cierto es que antes se ha pactado un código para controlar el dolor que puede soportar el humillado.

El masoquista es aquel que siente placer, y mucho, al recibir dolor y trato humillante o vejatorio por parte de su ama o amo.

La variedad de objetos, códigos, situaciones, complementos, herramientas, etc. que se utilizan en esta práctica es muy amplia. El caso es que el BDSM es una práctica completa de satisfacción por medio de humillar y ser humillado, pero no se puede reducir a una parafilia más, pues los que lo practican reconocen que han evolucionado como personas, que han descubierto sus traumas y que han podido solucionarlos gracias al BDSM.

Eso sí, nunca con un novato corto de luces, pues es fácil hacer más daño del que se necesitaba, por eso, si está inmovilizado en el vanilla sex y quiere algo más, una sesión con una escort experta en el sado light puede conducirle a nuevos placeres.

Post anterior
Invite a su pareja a irse de putas Invite a su pareja a irse de putas viernes 31 julio 2015
Post siguiente
Fiestas privadas con escorts Fiestas privadas con escorts lunes 22 junio 2015